EEUU y la UE impulsan nueva estrategia para desestabilizar al gobierno de Arce

La extrema derecha de Estados Unidos (EEUU) y de la Unión Europea (UE) impulsan una nueva estrategia para desestabilizar al gobierno constitucionalmente electo de Luis Alberto Arce Catacora, advirtió ayer el analista Hugo Moldiz.

En declaraciones a radio Patria Nueva, explicó que a eso responde el lobby de senadores y diputados de la oposición de Bolivia en Estados Unidos con congresistas republicanos y conservadores de ultraderecha.

El pronunciamiento del secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, por una presunta violación de los derechos humanos en el país, y la resolución del Parlamento Europeo condenando la detención de la expresidenta de facto Jeanine Añez son parte de esa estrategia política.

Moldiz aseguró que la arremetida es un esfuerzo desesperado de la ultraderecha norteamericana y europea para ocultar su participación activa en el golpe de Estado de noviembre de 2019.

Manifestó que la posición del Departamento de Estado de EEUU, de Luis Almagro desde la OEA, y el pronunciamiento del Parlamento Europeo son un claro mensaje que no están dispuestos a permitir la continuidad de un gobierno legítimo democráticamente.

“Eso significa un desconocimiento de la voluntad popular y una reafirmación de que estamos en una nueva fase de la estrategia de desestabilización del Proceso de Cambio, en condiciones distintas, pero finalmente estamos en el desarrollo de esa estrategia”, sostuvo.

INTROMISIÓN

El presidente de la Cámara de Diputados, Freddy Mamani, reiteró que el Parlamento Europeo y el Gobierno de Estados Unidos cometen intromisión al cuestionar el sistema judicial de Bolivia por la detención de Jeanine Añez por el caso golpe de Estado, violando presuntamente sus derechos humanos.

Aseguró que se trata de un plan de desestabilización porque esas instancias se pronuncian contra Bolivia, y no dicen nada por la extrema violencia en otros países como es el caso de Colombia.